Select your language:
guiacompleta.com Lisboa

Lisboa


Guía de viaje
- Guía Portugal
- Dónde dormir
- Vuelos baratos
- Alquiler de coches
- Localización



El Tiempo en Lisboa


Acércate a Lisboa (Portugal)



Imagen de 233

Fundada probablemente por los fenicios y construida según el estilo morisco, Lisboa es desde el siglo XIII la capital de Portugal. Centro clave del comercio de joyas y especies en la Época de los Descubrimientos y cabeza de la expansión lusa cuando Vasco de Gama abrió el Camino Marítimo hacia la India, la ciudad tuvo que ser reconstruida tras el terremoto que la sacudió en 1755, pero que no logró borrar los cerca de mil años de influencias culturales que hoy se mezclan con las tendencias más punteras configurando el aspecto de una metrópolis de contrastes donde la historia, la modernidad, la tradición y la innovación se dan la mano en perfecta armonía.



Imagen de 233

Una buena opción para comenzar a descubrir el encanto lisboeta puede ser adentrarse en el Barrio Alto, donde el tipismo, la multiculturalidad y eclecticismo hará que el visitante se sumerja en el pasado de la villa contemplando, al mismo tiempo, cómo la capital lusa reclama su protagonismo en la era más actual. Sus hermosas calles le conducirán hasta restaurantes donde poder degustar la mejor gastronomía local, comercios de diseño, sofisticados bares e íntimas librerías, que harán las delicias de las mentes más inquietas. Desde aquí, el viajero podrá bajar por el Chiado, punto de encuentro de jóvenes, artistas e intelectuales y donde se localizan algunos de los cafés más emblemáticos de Lisboa. Muy cerca se emplaza la zona del Carmo, lugar en el que se encuentra el Convento y la Iglesia del mismo nombre; el Museo Arqueológico, que exhibe un conjunto de piezas prehistóricas, romanas, medievales, manuelinas, renacentistas y barrocas; y el Largo do Carmo, escenario de la revolución de los claveles.

Tomando el Elevador de Santa Justa, ascensor centenario de peculiar estilo concebido por un discípulo de Gustave Eiffel, se llega hasta la Baixa Pombalina, el tradicional centro comercial de la urbe. Su arteria principal es la rua Augusta, que une Terreiro do Paço con la Plaza del Rossio (D. Pedro IV), arriba de la cual se encuentra la Avenida da Liberdade, considerada ya en el siglo XIX el ‘Paseo Público’ de la ciudad.

En cuanto a sus monumentos más significativos, destacan la iglesia y el monasterio de San Vicente de Fora, en las proximidades del Castillo, en Graça, mientras que en el descenso hasta Santa Apolónia, recorriendo la zona ribereña, el forastero se topará con la Casa dos Bicos, un edificio del siglo XVI cuya fachada fue tallada con diamantes. No obstante, para empaparse de la historia de Lisboa a través del patrimonio que atesora desde la Época de los Descubrimientos, lo ideal es desplazarse hasta el barrio de Belém, desde cuyas playas partieron los barcos de Vasco de Gama rumbo al descubrimiento de la ruta marítima hacia la India. En la plaza del Imperio, se alza uno de los emblemas de ciudad: el Monasterio de los Jerónimos, construido en 1501 a iniciativa del rey Manuel I y que integra elementos del gótico tardío y del renacimiento, a los que se unieron motivos regios, religiosos, naturalistas y náuticos, fundándose un edificio considerado la joya del estilo manuelino. El inmueble, cuyo entorno alberga los museos de la Marina y de Arqueología, está declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, un título que también ostenta la Torre de Belém, concebida en el siglo XVI y constituida por una torre cuadrangular con baluarte poligonal orientada hacia el eje del río Tajo.

Otros puntos interesantes de este barrio histórico, símbolo de la Edad de Oro, son el Monumento a los Descubrimientos y el Centro Cultural de Belém (CCB), donde se ubica el Museu Colecção Berardo. Y si este enclave rememora el grandioso pasado de la capital lusa, el Parque das Nações evoca las aspiraciones presentes de Lisboa por consolidarse como una ciudad cosmopolita e innovadora, que reclama su protagonismo en la era contemporánea. Dicha zona comprende el área donde se celebró la Exposición Mundial de 1998, convertida hoy en un enorme espacio de disfrute público que enlaza la ciudad y el río aprovechando una amplia franja ribereña con una formidable panorámica sobre la otra orilla del Tajo y el Puente Vasco de Gama, el más largo de Europa y el quinto más extenso del mundo, con diecisiete kilómetros de longitud.

El Parque das Nações cuenta con una estación de trenes, un gigantesco complejo cultural, de ocio, residencial y de negocios, así como un gran centro comercial. Entre sus equipamientos, sobresalen los pabellones Atlántico, de Portugal y del Conocimiento, que es un atractivo museo interactivo de ciencia y tecnología; el Área Internacional y el Casino, que integra una sala de espectáculos, un auditorio, bares, restaurantes y zonas de animación; la Marina, un puerto deportivo urbano con 602 atracaderos; el Oceanario, uno de los mayores acuarios públicos del Viejo Continente; y el Gare do Oriente, una obra firmada por el célebre arquitecto Santiago Calatrava que incluye estaciones de autobuses, metro y trenes, un aparcamiento y una galería comercial. La mejor alternativa para tener una perspectiva inigualable del recinto en su conjunto es subir al Teleférico, que posibilita pasear por el aire sobre todo el parque.

En los alrededores de Lisboa (Portugal) se encuentra Vila Franca de Xira, donde se pueden visitar sus famosas ganaderías de caballos y toros, y degustar la rica cocina regional y sus vinos. En este cercano municipio se emplaza el Santuario del Senhor da Boa Morte, el más antiguo de la región, ya que se remonta a la época romana; la Ermita de Nossa Senhora de Alcamé, situada en plena marisma; y la Iglesia del Mártir Santo, transformada en núcleo de Arte Sacro del Museo Municipal.

No menos fascinante es la localidad de Loures, con sus construcciones rurales, quintas, bodegas y molinos, que compiten en atractivo con los relevantes monumentos que en esta zona se localizan, como el Castillo de Pirescoxe (siglo XV), la Iglesia Matriz (siglo XVI) y el Palacio de los Arzobispos (siglo XVIII). Dicho municipio, en el que se produce el apreciado vino de Bucelas, también cuenta con un espléndido entorno natural y reclamos para los amantes de la naturaleza como el Parque Municipal del Cabeço de Montachique y un observatorio de aves en la zona oriental del Parque del Tajo.

Otro enclave de obligada visita es Sintra, villa declarada por la Unesco Patrimonio de la Humanidad, en la categoría de Paisaje Cultural. En su centro histórico, que recuerda el escenario de un cuento de fábula, se alza el Palacio Real, mientras que en una de las cumbres escarpadas de su sierra se levanta el Palacio da Pena, el más notable ejemplo de la arquitectura portuguesa del romanticismo. El aspecto casi mágico que presentan sus hermosas calles, la extraordinaria belleza de su entorno y la espectacularidad de sus playas atlánticas hacen de este lugar un destino único e irrepetible, en el que además se halla el punto más occidental de la Europa continental: el Cabo da Roca.

También desde Lisboa (Portugal) se pueden organizar excursiones a Estoril y Cascais, que integran la llamada ‘Riviera Portuguesa’; a Oeiras, que posee uno de los mejores ejemplares de la casa señorial portuguesa del siglo XVIII, el Palacio del Marqués de Pombal; o a las localidades de Ericeira y Mafra, entre otros lugares que enamorarán al viajero.





Reserva HOY en Booking desde Guiacompleta y consigue descuentos de hasta un 75%
Booking

Hoteles en
Lisboa

Entrada / Check-in

calendar

Salida / Check-out

calendar
Booking es líder mundial en reservas hoteleras. Reserva on-line segura.
PAGO EN EL HOTEL

Portugal a un click
  Albufeira
  Coímbra
  Evora
  Faro
  Fátima
  Lagos
  Lisboa
  Monte Gordo
  Oporto
  Portimao
  Sagres
  Tavira





Contacto: andaluciaeduca[arroba]andaluciaeduca.com Enlaces recomendados | Intercambio de enlaces | Web-directorio | Aviso legal